Mergers & Acquisitions, Compraventa de empresas

Ten éxito ya

14 diciembre. 2015 Etiquetas: No hay comentarios

La experiencia me ha enseñado que el éxito es fugitivo. Nunca se alcanza. En cuanto lo tocas, se transforma y se aleja de nuevo.

Los líderes empresariales tienen una peligrosa tendencia a obsesionarse buscando un éxito que nunca llega. Como consecuencia muchos acaban destruyendo su empresa, su familia y su vida personal.

Muchas personas “exitosas” viven dominadas por gigantescas listas de tareas que se rellenan a mayor velocidad de lo que consiguen vaciarlas. Viven con un sentimiento de que tienen demasiado que hacer. No son felices porque están agobiados.

Nuestro Sistema está basado en la noción de que las cosas dan la felicidad y no es cierto. He conocido muchas grandes fortunas y comprobado que entre los que más tienen abundan los infelices, presos del tedio, no disfrutan ya con nada, todo les aburre.

No hay nada que tengas que lograr para ser feliz. De hecho, si no lo eres ahora tampoco lo serás al lograr tu reto. Los logros no te hacen feliz, las posesiones tampoco. No es lo que tienes o quién eres lo que te hace feliz, es lo que piensas sobre ello. Tu éxito está en tu cabeza.

Esto no significa que no debas aspirar a crecer y a superar retos. Significa que lo que debes disfrutar es el proceso, no el fin.

La satisfacción está en el reto, en tu esfuerzo por superarte, en estar en lo que haces y hacerlo mejor, en crecer como persona, en darte a los demás. Por eso, no dejes que una adversidad profesional afecte tu felicidad.

Invierte en el proceso, no en el resultado, pues el resultado está fuera de tu control. Si pones tu felicidad en el logro, siembras tu infelicidad. Céntrate en lo que haces, pon ahí todo tu corazón, con concentración completa. Entonces no puedes fracasar, pues estás triunfando en ese momento, consigas tu meta o no.

Los mayores enemigos de la felicidad son el pasado y el futuro. El pasado porque tus recuerdos de lo que no salió bien te impiden estar en el presente y disfrutarlo. El futuro, porque crees que la felicidad estará detrás de una meta.

La realidad es que el éxito no existe, se difumina en cuanto crees que lo vas a alcanzar. Porque el éxito no es la clave para la felicidad. Es la felicidad la que es la clave del éxito.

Artículo publicado por Enrique Quemada, presidente de ONEtoONE Corporate Finance, en Expansión.com

No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

COMPARTIR:

Where is your buyer? ONEtoONE

Suscríbete a nuestro Newsletter:

Artículo recomendado: