Por qué tiene éxito tu estrategia empresarial

Para sobrevivir, tienes que reinventar tu estrategia empresarial

Tu misión es ser un empresario revolucionario. El mundo está cambiando a diario con nuevas tecnologías. Por lo tanto, si tienes ventajas competitivas, tienes que reinventarte constantemente para que la competencia no te copie. Y si no las tienes, también tienes que reinventar tu estrategia empresarial para tenerlas o preparar la empresa para la venta, antes de que sea demasiado tarde.

Cuáles de las ventajas de tu estrategia empresarial tienen valor

Chris Zook, el autor del libro “Imparable”, explica que, para reinventarte, tienes que estudiar cuáles de las ventajas de tu empresa tienen verdadero valor, aquellas que puedes usar para obtener una diferenciación de tu competencia o un valor añadido para tus clientes. Puede que estas ventajas estés escondidas y difíciles de encontrar. Por ejemplo, cuando los márgenes de la industria de los PC empeoraron, Apple se giró para otra dirección: la música digital. Apple se reinventó haciendo uso de su fortaleza en diseño y en desarrollar nuevas capacidades digitales. Con esto, crearon el iPod. Luego, lanzaron el iTunes Store, cerrando el mercado a sus competidores. Con la creación del iPhone unos años después, crearon una clase diferente de producto porque convirtieron el móvil en un ordenador, un sistema de entretenimiento y un centro comercial a la vez.

Si detectas que hay un cambio en el ambiente comercial y, como conoces muy bien a tus clientes y sus necesidades, puedes y debes explorar las ventajas escondidas en tu empresa ya que te ayudarán a desarrollar una nueva fórmula de estrategia empresarial de éxito. Cuando buscas recursos con valor en tu empresa, pregúntate: ¿Nos pueden ayudar a distinguirnos? ¿Pueden ofrecer más valor a los clientes? ¿Podemos obtener otras capacidades que, junto con las que tenemos actualmente, nos pueden ofrecer un valor único en el mercado? De vez en cuando, la clave para reinventar la estrategia corporativa reside en descubrir un segmento de clientes que no se sabía que existía, como hizo Target con Wal-Mart. Target entendió que precios bajos no tenían por qué significar productos feos, por ello también ofrecieron al cliente diseño. Con esto han podido aumentar su rentabilidad de 3.000 millones a 63.000 millones de dólares.

Monitoriza las fuentes de distinción 

Deberías vigilar las fuentes de diferenciación de tu estrategia corporativa para ver si están mejorando o empeorando. Hay muchos ejemplos de ceguera corporativa, como la Enciclopedia Británica (que no se dio cuenta de cómo había cambiado Internet su modelo de negocios) o Blockbuster (que no cambió su modelo de alquilar películas en tiendas físicas cuando se enfrentó con la amenaza de la competencia online).

Para reinventarte, tienes que entender lo que es el centro de tu negocio y tienes que estar atento para ver si está desapareciendo tu distinción. Si ese es el caso, tienes que explorar tus capacidades para crear una nueva estrategia empresarial sobre ellas y añadir más para poder crear un nuevo modelo de negocio. Infosys es una empresa privada de India que, 20 años después de su creación, se convirtió en una empresa de NASDAQ. A finales de los años 90, los líderes de Infosys se dieron cuenta de que el mercado había empezado a cambiar y que el nuevo método de negocio iba a requerir un enfoque más estratégico. Solo unas pocas empresas serían capaces de competir en ese mercado y para ser una de ellas, Infosys tenía que desarrollar nuevos servicios, cambiar su modelo de negocios, contratar a nuevos profesionales y cambiar el modelo de su organización. Lo hicieron y crecieron exponencialmente en los siguientes años.

La innovación tiene que ser incremental. Es mejor innovar la estrategia corporativa a base de análisis cuantitativa que de intuición. Infosys no cambió su modelo de negocios sin experimentar primero. Lanzaron una unidad de negocio experimental antes de lanzar una verdadera unidad de negocio. La mejor manera de estar preparado para el futuro es inventarlo. Tienes que estar siempre atento a los cambios en tu ambiente competitivo para responder rápidamente a las oportunidades y las amenazas. A veces, te das cuenta de que, con la entrada de un competidor, lo mejor es salir. En ese caso, tienes que preparar la empresa para la venta, antes de que sea demasiado tarde.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.