Define tú las reglas

Muchos profesionales me dicen que les gustaría emprender, pero que no tienen ideas. También las empresas me reconocen su falta de originalidad, son conscientes de que son insulsas, como las demás. Me preguntan cómo crear modelos diferenciales. No has de mirar muy lejos. Tu oportunidad de innovar está justo delante de ti. Sólo tienes que mirar la realidad de forma diferente.

Una manera de hacerlo es enfocarte en la experiencia del cliente con tu sector y en lo que le disgusta. Netflix surgió del desencanto de su fundador al ver cómo tenía que pagar mucho dinero porque se le olvidaba devolver las películas que alquilaba en Blockbuster. Decidió crear un sistema en el que podías enviarlas por correo y destrozó a su competidor.

A veces la oportunidades surgen al fijarte en los clientes que tienen las inclinaciones más extremas. La aerolínea JetBlue ha creado la Pet Class. Te cobran 50 dólares más y tienes acceso a una cámara que te permite ver a tu mascota en la bodega y chequear la temperatura a la que está.

Puedes también pensar en cómo te gustaría a ti que fuese el servicio ideal: Domino’s Pizza cambió las reglas a través de la comodidad de recibir una pizza barata, caliente y en 30 minutos desde tu llamada, con la garantía de que si tardaban más te la daban gratis. El valor está en la diferencia. Tienes que inventar el juego en el que vas a competir y definir tú sus reglas. No se trata de que seas el mejor, se trata de que seas el único que hace eso que tú haces.

Para innovar, muchas veces tienes que matar las buenas ideas y quedarte con el detritus, y a partir de ahí crear otras nuevas ideas. Pixar coge las ideas que apestan y crea nuevas ideas a partir de ellas: a quién se le ocurriría hacer una película sobre una rata que cocina (Ratatuille). Los que innovan son optimistas extremos, personas que crean su propio juego y definen lo qué es ganar.

Desarrolla un concepto que tú domines, en el que tú seas el mejor, el líder. Define un mercado en el que nadie haga exactamente eso. Pon tú un nombre a ese nuevo mercado y ya eres su líder. No se puede hacer nada grande en el mundo empresarial siendo un conformista. La única manera de crear ventajas competitivas es innovar sobre lo que hace la competencia. Para ser irreemplazable has de ser diferente, pionero.

No temas lo que piensen de ti. La gente más infeliz es la que se preocupa por lo que piensan los demás.

Artículo escrito por Enrique Quemada Clariana, Presidente de ONEtoONE Corporate Finance, para Expansión.com

Mergers & Acquisitions, Compraventa de empresas, Enrique Quemada

Un comentario en «Define tú las reglas»

  1. Excelente post. añadiría para reforzar la idea, aunque ya queda en el aire, que para innovar no tienes más que pararte, observar, analizar y crear la idea. Pero eso si tienes que tener mucho sentido crítico y eso es lo que escasea.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.